No tienes que volver a preocuparte, tu patio o jardín nunca más volverá a estar sucio


Los limpiadores de alta presión eléctricos son el artículo más indispensable que debes tener en casa para la limpieza. Te ahorran tiempo y un montón de trabajo, además de hacerlo con una eficiencia indudable. Estas máquinas de lavar a presión son la solución perfecta para tu coche, bicicleta, jardines, terrazas y cualquier cosa que se te ocurra. Las máquinas limpiadores de alta presión eléctrica funcionan expulsando un chorro de agua a presión capaz de eliminar todo rastro de suciedad.


¿Por qué son tan eficientes las máquinas de lavado a presión?


La fuerza con la que liberan el agua genera una propulsión que de inmediato quita manchas o suciedad. En su motor hidroeléctrico está el corazón de estas piezas. Antes de ser presurizada, el agua se dirige hacia un estuche de doble pared cerca del motor para que se enfríe. Esto reduce el ruido y extiende el uso de tiempo de las máquinas evitando daños. Desde el motor se acciona un plato tambaleante que mueve los pistones, que trabajan con válvulas de succión y presión y cuyo movimiento llevan el agua hacia el inyector que a su vez la expulsa contra la superficie empleada.
Al agua presurizada se le puede añadir detergente en caso de ser requerido lo cual aumentará el éxito de tu operación de lavado.


Trabaja mejor mientras ahorras recursos y cuidas el medio ambiente


La mejor parte de todo es que, aparte de limpiar mejor y más rápido, también ahorras una cantidad de agua considerable, ya que mientras una manguera de jardín utiliza aproximadamente 3500 litros de agua en una hora, una hidrolimpiadora utiliza unos 500 litros aproximadamente. Así no solo dejas todo más limpio, sino que ahorras agua y también mucho dinero. Desde todos los puntos de vista es una inversión más que inteligente y también puedes adquirir otras herramientas eléctricas de jardín que te ayuden a mantener tu espacio en orden, como motosierras, aspiradores y sopladores, etcétera.


¿De qué tamaño o capacidad debo adquirir mi máquina de lavado a presión?


Todo depende del tipo de uso que quieras darle y para qué lavados la vas a emplear. Existen máquinas de diversos tamaños, las más pequeñas pueden costarte aproximadamente unos 50€, son las limpiadoras más básicas, mientras que las de mayor proporción se encuentran de 270€ en adelante. Indiferentemente del tamaño que sea tú máquina de lavado a presión, lo importante es tener una en casa, te aliviará de muchos dolores de cabeza y te sacará de varios apuros.