Trípodes y monopiés para cámara. Fotografía estable

Si eres aficionado a la fotografía o te gusta la realización de vídeos, es imprescindible contar con un accesorio que te ayude para que tus imágenes no salgan movidas. El trípode y el monopié para cámara están diseñados para cumplir esa función. Son soportes sobre los que colocarás tu cámara de fotografía o de vídeo y conseguirás más estabilidad que sosteniéndola con la mano.

¿Qué es un trípode para cámara?

El trípode es un soporte de tres patas portátil que se utiliza para mantener la cámara fija en una posición precisa. Se extienden y se pliegan, pues están diseñados para que podamos llevarlos con nosotros en cualquier situación. Suelen estar fabricados en aluminio o fibra de carbono. El trípode está compuesto por:

  • Una columna central: está situada en el centro del trípode, en ella se apoyan las tres patas y puede ser extensible para conseguir más altura.
  • Patas extensibles: Las tres patas del trípode pueden graduarse de forma independiente para conseguir la altura y la inclinación que necesites.
  • Base de montaje: es el lugar donde se ajusta la cámara, está situada en la parte superior de la columna central.
  • Rótula: es una pieza enroscada en la base de montaje que permite variar la orientación y la inclinación de la cámara.

Además de los trípodes rígidos, también existen los trípodes flexibles, más ligeros y compactos, que son una buena opción para llevarlos de viaje.

¿Qué es un monopié para cámara?

El monopié para cámara consta de una sola columna donde se sostiene la cámara fotográfica. Se conoce también como pie de apoyo. El monopié permite una fotografía estable, se almacenan y transportan con facilidad y se pueden replegar como los trípodes. Cuando no tienen la cámara puesta se pueden utilizar como un bastón. Son más ligeros que los trípodes, pero la cámara solo puede moverse en sentido horizontal. Para solucionar este problema se le puede agregar una cabeza para que la cámara gire 90 grados y poder hacer composiciones verticales.

¿Cuándo usamos un trípode o un monopié?

Según el tipo de fotografía que queramos tomar, puede ser más útil un trípode o un monopié para cámara.

  • Monopié: su uso está recomendado en momentos en los que sea necesaria la rapidez, como cuando tomamos fotos en entornos naturales o en entornos con poca luminosidad.
  • Trípode: este soporte es más adecuado para las fotografía de larga exposición, panorámicas, animaciones o imágenes compuestas.
Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña