Sellos de Bolivia, la historia a través de sus sellos
La filatelia es la afición a coleccionar sellos y es uno de los tipos de coleccionismo más populares en todo el mundo. Los sellos existen desde 1840, el primer país en usarlos fue Suiza y el primero en Sudamérica fue Brasil. Solo años más tarde el resto de países, como Chile, Uruguay, Perú, Argentina… también los empezaron a utilizar. Bolivia comenzó a emitir sellos en 1966.
El coleccionismo de sellos no tardó en aparecer en todo el mundo. Hay registros que prueban que muy poco tiempo después, solo un año más tarde, se empezaron a coleccionar.
Una buena y completa colección de sellos debe incluir sellos de varios países del mundo entero. Los países sudamericanos, como Bolivia, tienen una extensa historia filatélica y sus estampillas son codiciadas por coleccionistas de todo el mundo.

La historia de Bolivia a través de los sellos
Los sellos de Bolivia representan la historia del país a través de los años. En ellos aparecen representados hechos históricos, escudos, personas importantes como presidentes y artistas, mapas, instituciones, fauna y flora...
El primer sello emitido en Bolivia tiene una historia muy particular. Este sello solamente tiene 9 estrellas en lugar de 11, que corresponden a los once departamentos del país. No se dieron cuenta de ese error hasta que los sellos ya estaban impresos y se utilizaron durante al menos un par de años, hasta que se agotó esa primera edición y se sustituyeron por los sellos con las 11 estrellas.
Algunas de las últimas emisiones de sellos del país muestran la visita del Papa Francisco a Bolivia, el sesquicentenario de la muerte de Andrés de Santa Cruz y Calahumana 1792-1865, los 185 Años de la Fundación de la Universidad Mayor de San Andrés o la fauna y flora en peligro de extinción.

¿Cuánto cuestan los sellos de Bolivia?
El precio de los sellos, como todo lo que se refiere al coleccionismo, varía mucho en función de varios factores, e incluso su valor varía con el tiempo. Normalmente los sellos más antiguos son los más caros, así como los más raros y los de ediciones especiales o de los que hay muy pocas unidades en el mercado. Se pueden comprar sellos de Bolivia desde poco más de 1€, hasta por más de 300€ los más exclusivos.
Si se busca ampliar la colección de sellos mundiales, también se pueden adquirir colecciones de sellos de Centroamérica, que incluyen una cantidad determinada de sellos, desde solo 20-30€.
 

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña