Radiadores. El calor entra en tu casa

Llega el invierno y queremos estar calentitos en casa, pero no pasarnos el día metidos debajo de una manta. La solución para conseguir un ambiente agradable en tu casa son los radiadores, un electrodoméstico cuya función es calentar las habitaciones para que no pases frío en invierno. Cuando eliges un radiador es recomendable que tengas en cuenta cómo son tus habitaciones y el clima de la zona en la que vives para calcular la potencia que necesitas. En eBay puedes encontrar muchos tipos de radiadores nuevos y usados con una buena relación calidad-precio.

¿Cómo funciona un radiador?

Los radiadores pueden ser de agua o eléctricos:

  • Radiadores de agua: en este tipo de radiador el calor lo produce una caldera que calienta agua y transmite el calor por convección. Los radiadores de agua son apropiados para sistemas de calefacción central en el que una caldera emite calor a los radiadores dispuestos en las distintas habitaciones de la casa.
  • Radiadores eléctricos: no requieren una instalación previa, solo tenemos que enchufarlos a la corriente eléctrica. En los radiadores eléctricos el calor se genera mediante resistencias y son los más recomendados si no los utilizamos de forma habitual. Existen modelos fijos y móviles, estos últimos son muy útiles cuando queremos llevarnos el radiador de una habitación a otra. Actualmente se fabrican también de bajo consumo.

¿En qué materiales se fabrican los radiadores?

  • Aluminio: estos radiadores se calientan con mucha rapidez, son ligeros y tienen una gran capacidad conductiva. Es el modelo más utilizado hoy en día y puedes encontrarlos con diseños muy cuidados que funcionan como un elemento decorativo en tu casa.
  • Hierro: es el material más tradicional, son muy resistentes y son los que conservan el calor durante más tiempo. Su diseño encaja muy bien en ambientes vintage y rústicos.
  • Acero: mezcla cualidades de los otros dos, son de menor tamaño y proporcionan un calor rápido y lo conservan bastante tiempo.

¿Dónde debes colocar el radiador?

El lugar más idóneo para que sitúes tu radiador es debajo de una ventana. Esta disposición ayuda a que el calor se reparta mejor por la habitación porque el radiador calienta la pared que da al exterior y consigue una temperatura un poco más alta que si lo sitúas en cualquier otro lugar. Además, te ayuda a aprovechar mejor el espacio colocándolo en un lugar que no se suele utilizar para poner mobiliario.

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña