Planchas: para mantener las arrugas a raya

Las planchas son los electrodomésticos que se utilizan para quitarle las arrugas a la ropa mediante el planchado, a través del cual se desprende calor y agua caliente a la vez que se extienden las fibras de los textiles, quedando estiradas y lisas al enfriarse.

A la hora de comprar una plancha hay distintos factores que valorar como son la comodidad, el precio o la seguridad y que se adapte a tu rutina y la cantidad de planchado de tu hogar. Los vendedores de eBay ponen a tu disposición una gran variedad de planchas y centros de planchado para que puedas comparar y elegir en función de tus gustos, necesidades y presupuesto.

¿Qué tener en cuenta para elegir una plancha?

Puedes tener en cuenta factores como el peso, ya que cuanto más ligera sea, más cómoda será de utilizar, el material de la suela de la plancha, para evitar que se pegue a la ropa o la ensucie, o la potencia, ya que esta está relacionada con la fuerza de salida del vapor. También es importante que el depósito de agua no sea muy pequeño, para no tener que estar llenándolo cada dos por tres, especialmente si tu volumen de planchado es considerable.

Otros elementos que puedes barajar son, por ejemplo, su sistema tecnológico, pues algunas planchas tienen incorporada una pantalla digital que informa sobre aspectos como la presión del vapor y la temperatura, si dispone de sistema antigoteo o antical o si cuenta con sistema de seguridad para que cuando alcanza la temperatura programada deje de calentar, ahorrando energía.

¿De qué materiales puede ser la base?

  • Cerámica.
  • Aluminio.
  • Acero inoxidable.
  • Esmaltados o revestidos de acero.

¿Cómo se usa la plancha de vapor?

En primer lugar hay que llenar el depósito de agua templada o caliente, de esa manera se facilita el proceso de calentamiento de la plancha. A continuación se enchufará y se regulará la temperatura a la que quieras que salga el vapor a través de la rueda, dependiendo del tipo de ropa a planchar y según las especificaciones de las instrucciones de la plancha.

Una vez alcance la temperatura, puedes empezar a planchar pulsando el botón que suele encontrarse en la parte inferior, justo debajo del asa, para crear el vapor, produciendo su expulsión con un característico ruido.

Cuando termines, no olvides desconectar el cable y esperar a que se enfríe la plancha antes de guardarla.

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña