Las muñecas Polly Pocket
El mundo de los juguetes evoluciona constantemente y los catálogos actuales disponen de una enorme variedad de ellos. Sin embargo, también existen juguetes que hoy en día ya pueden considerarse clásicos porque tras décadas en el mercado mantienen plena vigencia. Tal vez el mejor ejemplo de ello sean las muñecas. Las niñas de hoy siguen jugando con ellas, al igual que lo hacían sus madres, y, antes que ellas, sus abuelas.
Aunque sus orígenes se remontan a un pasado muy remoto, es durante el siglo XX cuando las muñecas modelo se popularizan enormemente gracias al uso de materiales y sistemas de producción industriales. Muñecas como la Barbie a nivel internacional, la Mariquita Pérez en España, o las Polly Pocket en el ámbito anglosajón son ejemplos icónicos.

Historia de las muñecas Polly Pocket
Las muñecas Polly Pocket, que nacieron en 1983 en Gran Bretaña, aunque empezaron a comercializarse en 1989, han cimentado su éxito en su pequeño tamaño (de ahí el nombre de pocket, bolsillo en inglés), y en la variedad de personajes, complementos y vestidos.
En 1998 la multinacional Mattel adquirió los derechos y rediseñó las muñecas, cambiando el plástico duro por uno flexible, y aumentando el tamaño de poco más de 2cm de altura hasta los 5cm primero y los casi 10cm después. En el año 2015 se detuvo la producción por lo que ahora las colecciones, sobre todo las más antiguas o ‘vintage’, están empezando a suscitar interés entre los coleccionistas.

El éxito de las muñecas Polly Pocket
Las razones para su éxito comercial fueron la variedad de personajes (Polly Pocket, Shani, Lea, Lila, etc.), la atribución de rasgos físicos y de carácter muy específicos para cada muñeca, y una extensa variedad de complementos, como casitas, vehículos y, sobre todo, vestidos y accesorios que permiten personalizarlas de muchas maneras.Crear un mundo rico en detalles alrededor de las muñecas es algo común en las colecciones de muñecas más célebres. Además de en las Polly Pocket, podemos observarlo en las muñecas Bratz, en la muñeca Nancy en España, etc.

Dónde comprar  y cuánto gastar
Si queremos completar, aumentar o, simplemente, empezar una colección de muñecas Polly Pocket, podemos encontrar cientos de ellas a la venta en Internet. El precio dependerá de la calidad, el estado de conservación, la antigüedad, la rareza del artículo, etc. A partir de 3€ podemos encontrar algunas figuritas o complementos, aunque una amplia colección y de edición limitada puede llegar a superar los 500€. Para coleccionar, regalar, adornar o… ¿Por qué no para volver a sentirse una niña por un rato? ¡Cualquier excusa es buena para poner tus manos sobre unas muñecas Polly Pocket!