¿Tienes uno que vender?

Haz que lo vean millones de compradores.

Las mochilas portabebés mejoran la comunicación entre padre e hijo


Las mochilas portabebés son un auténtico alivio para todas las madres y padres, y más en el presente donde en la mayoría de familias modernas ambos tienen que trabajar. Un hijo conlleva múltiples responsabilidades y estas se trasladan a una carga, no material o económica, sino que debes cargar todo el tiempo el bolso con los artículos del bebé: leche, pañales, juguetes y demás. Es por ello que al tener a tu bebé junto a ti sujeto por la mochila, muchos de tus problemas se solucionarán. Con las manos libres podrás ir por la calle y hacer recados sin dificultades.


Tipos de mochilas portabebés y cuál utilizar


Existen diferentes tipos de mochilas portabebés y decidir entre una mochila ergonómica y una no ergonómica será tu primera tarea, ¿por qué? Ambos tipos de mochilas presentan varias diferencias.
Las ergonómicas se caracterizan por llevar una postura completamente pegada al cuerpo del padre haciendo que su espalda vaya en forma de “C”, las piernas quedan en forma de “M” respetando la posición de su cadera y promoviendo el buen desarrollo de la misma. Además, como el bebé va pegado a nosotros, se sentirá más confiado y protegido. 


En las mochilas no ergonómicas o “colgonas”, el bebé apoya todo su peso en la zona genital lo que podría hacerle daño, al llevar las piernas estiradas provoca un roce continuo en la cabeza del fémur, así que lo mejor es optar por las mochilas ergonómicas.


Ya me he decidido, ¿y ahora qué?


En la gran variedad de mochilas ergonómicas también hay varios estilos. Están las mochilas Bondolino, donde el bebé va sujeto a la espalda. Las Manduca, una de las mochilas más recomendadas, pues el bebé va a un costado. Las Mei Tai de Amazonas, éstas son de origen asiático compuesta por telas que se sujetan al cuerpo. Las Marsupi Plus Breeze, en la cual el bebé va sujeto al pecho del padre o madre; y también las Ergobaby. Cualquiera de estas mochilas ofrecen un buen desarrollo para el bebé y sus precios varían según la marca.

 
Una mochila portabebés de segunda mano puede se puede adquirir aproximadamente por 15€, una nueva estándar puede tener un precio de 18 a 40€ y una de marca puede llegar a costar 100€, la diferencia radica en los diseños y acabados, pero lo importante a la hora de elegir tu portabebés es que tu bebé esté cómodo, saludable, y tú también.
 

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña