Tatuajes, arte sobre la piel
Desde hace más de 2000 años que se realizó el primer tatuaje. Se comenzó con la modificación permanente del color de la piel creando simplemente un dibujo. Con el paso del tiempo y la utilización de nuevas herramientas para inyectar tinta o pigmentos bajo la epidermis los tatuajes no son solo más seguros sino que son auténticas obras de arte plasmadas en la piel de las personas.
Hoy en día el tatuador profesional cuenta con muchos artículos versátiles y seguros con los que hacer los mejores dibujos y tatuajes. Uno de ellos, y el más importante, es el kit de tatuajes

Dos tendencias en tatuajes
El Black & Grey (Negro y Gris) es una de las opciones más solicitadas. Se basa en la utilización de tintas negras para realizar los dibujos. El uso de una sola tinta, (la negra), hace que se pueden encontrar muchos tatuajes baratos dentro de esta categoría. Sin embargo el coste del tatuaje variará dependiendo, fundamentalmente, de la complejidad del diseño y de la extensión del mismo.
El Brush por su parte es un estilo de tatuaje muy complejo y de alto nivel, sus diseños sobre la piel parecen haber sido trazados con un pincel muy fino. El tatuador tiene que contar con un kit de tatuajes completo y sobre todo con la experiencia requerida para el brush. No cualquier tatuador puede tener el pulso y la capacidad de realizarlos. ¡Pero un buen diseño Brush llamará la atención en cualquier lugar!

Higiene y salud
Al emplearse agujas que penetran la piel y fluidos que entran debajo de la misma, el tatuaje debe ser completamente aséptico para preservar la salud de la persona. Los kits de tatuajes profesionales con acero quirúrgico y agujas de un solo uso son los ideales para esto, al igual que la higiene del lugar y la esterilización de las herramientas que utiliza el tatuador.
No es aconsejable realizarse un tatuaje si se padece de diabetes, problemas renales o insuficiencias cardíacas.
Si quieres hacerte un tatuaje pero primero quieres experimentar cómo es levantarse cada mañana con un dibujo en el cuerpo, la mejor opción es probar con los tatuajes de henna. Así puedes comprobar cómo te ves con él y si lo quieres para siempre.
Por lo demás si nos ponemos en manos de un tatuador reconocido, con cierta “fama” dentro del mundillo del tatuaje y que utilice buenas máquinas de tatuar, no correremos ningún riesgo al realizarnos el tatuaje deseado.
 

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña