Juguetes antiguos de colección, un clásico en la decoración y una diversión para tus hijos
Ya no se fabrican juguetes como los de antes, o al menos no con la masividad de antaño; aquellos coches de juguete antiguos, las naves espaciales, figuras de acción, superhéroes, muñecos y rompecabezas, entre otros juguetes, de una época dorada. Las posibilidades son infinitas, hay quienes invierten su vida en coleccionar juguetes de colección para darle vida a su hogar o incluso para dejárselos a sus hijos y que puedan conocer cómo se jugaba en los años 70 y 80. Hoy en día, con la predominancia de las tablets y smartphones, estos artículos parecen haber quedado en un segundo plano, pero una comunidad inmensa de personas sigue esforzándose en coleccionar estos juguetes antiguos.

La utilidad de los juguetes antiguos de colección
De más está decir que la agilidad mental que debe emplearse en los juegos de mesa tradicionales o rompecabezas, pero más allá de ello se encuentra la historia, las figuras de acción, las recreaciones de guerra a base de soldados de plástico, o las colecciones de coches de todas las marcas para los amantes del automovilismo. La proximidad entre el ser humano y los artefactos a los cuales se apegan viene desde muy atrás, y los juguetes de colección sirven precisamente para ello: para llevarnos a un tiempo que echamos de menos, para decorar las paredes de nuestro hogar, para recordarnos tiempos felices, o incluso para el compartir con nuestros hijos, alejados de la tecnología.

La diversidad no tiene límites
Existen webs especializadas en la venta de juguetes antiguos, juguetes de colección, juguetes de los años 70 y 80 y todo el universo que abarca la compra de estos artículos. Entre los coleccionistas, los coches suelen ser lo más comerciable, debido al romance existente entre el hombre y la máquina; todo coleccionista de coches quiere tener su réplica en miniatura. Por eso, para comprar juguetes antiguos solo debes establecer tus prioridades e intereses e ir a la búsqueda.
Aunque existen ensamblajes de artículos nuevos basados en los modelos antiguos, los más románticos desean adquirir los modelos originales, lo que ha propiciado un mercado y venta enorme de juguetes de segunda mano. Los precios de este tipo de mercancía suelen variar dependiendo del artículo y la disponibilidad en el mercado, por lo tanto, es posible encontrarnos con juguetes antiguos desde los 10€ hasta más de 300€ si es una pieza de colección. Todo es posible en el mundo del coleccionista y los juguetes antiguos.