No dejes que te “coma” la cocina, organízala adecuadamente
La cocina es uno de los lugares más importantes de cualquier hogar, en él se pasan muchas horas disfrutando de uno de los placeres de esta vida: cocinar y comer. Aunque es muy difícil encontrar dos cocinas iguales, lo que todas tienen, o deberían tener, es una isla o un carrito de cocina para el hogar.

Tipos de carritos de cocina
En general todos los carritos de cocina tienen ruedas para poder colocarlos en algún lugar específico de la cocina según las necesidades de cada momento. La gran diferencia entre ellos ellos radica en el material y la distribución de su espacio.
Aunque es posible encontrar carritos hechos de madera que van muy bien con una decoración rústica, la mayoría utilizan materiales más modernos como el plástico o el metal. En lo que verdaderamente se diferencian entre sí es en el número de cajones, botelleros, cestas o baldas que tiene cada uno. También existen unos plegables que son muy útiles en cocinas en las que el espacio es un lujo. Esta variedad también se refleja en el precio, ya que se pueden encontrar nuevos o de segunda mano entre 10 y 530€; todo dependerá de las características que se acaban de mencionar.

Otro mobiliario básico que no puede faltar en nuestro hogar
El baño es otro espacio muy importante de nuestro hogar y por eso las empresas que diseñan mobiliario del baño suelen ofrecer muebles muy compactos para aprovechar el mayor espacio posible de este lugar de la casa. Normalmente este tipo de mobiliario suele venir en tonalidades claras para dar una sensación de amplitud aprovechando la luz que entre de alguna ventana, si es que existe, o la iluminación artificial.
El otro lugar de la casa que también hay que tener muy organizado es el dormitorio. Un buen armario ropero nos va a facilitar nuestras rutinas diarias a la hora de elegir con facilidad la ropa que necesitamos, ya sea para trabajar, para estar cómodamente en casa o para disfrutar de nuestros ratos de ocio.

Tener organizado nuestro hogar no se paga con dinero
Hay que tener en cuenta que la inversión en los muebles para el hogar es un desembolso económico que a largo plazo se va a ir pagando poco a poco; por ejemplo, comprar una estantería o una mesa para la televisión que nos satisfaga, nos va a dar muchas alegrías cuando estemos en casa. Se disfruta más del hogar cuando cada cosa está en su sitio. 

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña