Gatos para coches y accesorios: garantía de reparaciones seguras

Dentro de los accesorios del automóvil, los gatos para coches desempeñan un rol fundamental. No solo son útiles en caso de pinchazo, sino que resultan imprescindibles para cualquier acción de mantenimiento o reparación que requiera elevar el vehículo, algo bastante habitual. Las diferentes modalidades de compra de eBay te permiten hacer la oferta que consideres para gatos de coche en subasta o adquirir directamente modelos nuevos y de segunda mano.

¿Cuáles son los gatos para coches disponibles?

  • Gato hidráulico de botella
  • Gato hidráulico de carretilla
  • Gato hidráulico con ruedas de garaje
  • Gato mecánico
  • Gato neumático
  • Gato de cremallera
  • Caballetes

¿Qué ventajas ofrece cada tipo de gato?

El gato mecánico es la herramienta básica, el accesorio que suelen ofrecer los fabricantes o concesionarios cuando se adquiere el vehículo. Aunque se trata de un dispositivo eficiente que cumple a la perfección su principal cometido (cambiar una rueda), se trata de una herramienta pequeña de prestaciones limitadas: difícilmente levanta una carga superior a la tonelada y media. Todos los gatos hidráulicos son pequeños, funcionales y potentes. La versión de carretilla es el modelo más común en los talleres de medio mundo. Es muy fácil de usar y generalmente soporta cargas de hasta 3 toneladas. El gato para coches de botella también pertenece a la clase de gatos hidráulicos, si bien se diferencia del anterior porque su soporte es fijo y su capacidad, superior. El gato neumático, por su parte, está concebido para uso profesional, aunque no deja de tener una amplia presencia en garajes de particulares. Se trata de una herramienta que permite operaciones intensas y cargas pesadas, de hasta 30 toneladas, según el modelo. Los caballetes son, en fin, accesorios muy útiles, ya que se pueden colocar en distintos puntos del vehículo. Una opción recomendable para ahorrar dinero son los kits de reparación que incluyen gato hidráulico, caballetes, topes y herramientas.

¿Qué medidas tomar al usar gatos para coches?

El automóvil es una máquina pesada cuya manipulación, por leve que sea, exige respetar una serie de medidas de seguridad y consejos:

  • Sigue escrupulosamente las instrucciones del fabricante antes de aplicar el gato sobre el vehículo.
  • En ningún caso debes exceder la capacidad de carga.
  • Asegúrate de que la superficie de trabajo sea firme, regular y seca.
  • Si utilizas únicamente un gato, no te coloques debajo del coche.
  • Verifica la estabilidad tanto del coche como del gato.
Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña