Consigue tus propósitos.

Descubre aquí.
Ver Selección
RIGHT

Comprar por categoría

Gana un dinero extra

Crea tu anuncio

El deporte a tu alcance dentro y fuera de casa 

Ya no hay excusas para no hacer ejercicio. Todos sabemos lo saludable y beneficioso que es para nuestro cuerpo, y seguramente en algún momento nos hayamos planteado empezar a hacer deporte para ponernos en forma o perder algo de peso. Pero también es muy probable que no hayamos llegado a dar el paso por falta de tiempo o dinero para apuntarnos e ir al gimnasio o salir a entrenar nuestro deporte favorito.
Si ese es tu caso, te proponemos la solución perfecta: montarte el gimnasio en casa, para que lo combines, cuando sea posible, con prácticas de deporte al aire libre. De ese modo, por muy ajetreado que sea nuestro día a día, siempre podremos sacar un rato para ejercitarnos un poco y combatir los numerosos problemas de salud que acarrea el sedentarismo. Nuestro cuerpo nos lo agradecerá. 

Algunas decisiones importantes 

Antes de empezar a adquirir el equipo, deberíamos definir nuestro programa de entrenamiento, ajustarlo a nuestra condición física, al tiempo del que dispongamos y a nuestros objetivos. Si, por ejemplo, lo que deseamos es hacernos más fuertes y ganar masa muscular, no nos harán falta máquinas para realizar ejercicios aeróbicos, mientras que estas serán aparatos perfectos para nosotros si lo que deseamos es activar nuestro corazón y quemar algo de grasa. Por supuesto, hay que tener en cuenta que una bicicleta estática o una cinta de correr requiere de una cierta inversión y de bastante espacio para instalarla, pero siempre existen alternativas más económicas y menos voluminosas, como una comba o un escalón de step. De hecho, el presupuesto no es algo que deba preocuparte en exceso, pues existen numerosos artículos y accesorios deportivos baratos con los que podrás ejercitarte por tan sólo unos euros, como las bandas elásticas, las bolas de fitball o las esterillas para hacer ejercicios cómodamente en el suelo. Un buen juego de mancuernas tampoco resulta demasiado caro, y además nos permite modificar el número y el peso de los discos para que toda la familia las pueda utilizar con independencia de su condición física. Si, además, indagamos un poco en el mercado de segunda mano, es muy probable que podamos hacernos con una interesante cantidad de material deportivo a un precio más que razonable.

Preparados para sudar
Obviamente, aunque nos vayamos a montar el gimnasio completo en casa, no debemos olvidarnos de hacernos con la ropa adecuada (cómoda y transpirable) y con un buen par de zapatillas de deporte. Con esa mínima equipación y una botellita de agua para hidratarnos bien, tendremos todo lo necesario para empezar a entrenarnos y encaminarnos poco a poco hacia nuestro objetivo. ¡Ánimo y a por ello!
 

Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña