¿Tienes uno que vender?

Haz que lo vean millones de compradores.

Aparadores para el hogar. Almacenaje versátil

Un aparador es un mueble de almacenaje que combina cajones y armarios con puertas. Tradicionalmente se situaban en el comedor, ocupaban una de las paredes y se utilizaban para guardar todo lo necesario para servir la comida y como mesa auxiliar cuando no había suficiente espacio en la mesa de comedor. En la actualidad su uso se extiende por toda la casa. Es un mueble auxiliar muy versátil y, junto a su función práctica, cumple también una función decorativa. Su estilo marcará el de la habitación y sobre él podemos situar fotografías, libros o adornos o elegir un modelo con puertas acristalada para usarlo como vitrina.

¿Cómo son los aparadores para el hogar?

Los aparadores para el hogar son muebles bajos, de la altura de una mesa, que pueden combinar cajones y puertas o llevar solo puertas. Existen en diferentes tamaños, puedes encontrar aparadores diseñados para grandes espacios o para pequeñas habitaciones. Se fabrican en los más diversos materiales, lo más habitual es encontrarlos de madera en los más variados colores.

¿Dónde colocar un aparador para el hogar?

  • Comedor: el aparador sigue siendo un mueble útil en el comedor y puedes usarlo a la manera tradicional, guardando todo lo relacionado con la comida. Lo ideal es situarlo no muy lejos de la mesa para poder utilizarlo como mesa auxiliar.
  • Cocina: puede ser un mueble de almacenaje muy útil en la cocina, donde puedes usarlo de alacena. Si tienes una cocina con el comedor integrado puedes usar el aparador como isla para separar espacios.
  • Salón: es muy común encontrarlos en el salón, a juego con el mueble principal de la habitación. Al no ser muy altos, el aparador no roba amplitud a la habitación y te aporta espacio de almacenaje.
  • Recibidor: una apuesta muy moderna es colocarlo haciendo las veces de mueble de recibidor. En estos casos es mejor optar por aparadores que no sean demasiado grandes.
  • Dormitorio: el aparador también puede acompañarnos a la hora de dormir, podemos usarlo a modo de cómoda o como un práctico zapatero.

¿Cómo decoramos con un aparador para el hogar?

  • Estilo clásico: el estilo vintage está de moda y los aparadores clásicos quedan bien en cualquier lugar. Puedes combinarlos con una habitación clásica en armonía o meterlo en una habitación moderna creando contraste.
  • Estilo minimalista: uno de los más utilizados, da elegancia y personalidad a las habitaciones.
  • Estilo rústico: fabricados en madera, tienen una apariencia robusta; quedan bien en ambientes rústicos y aportan calidez a la estancia.






Dinos qué te parece - se abre una nueva ventana o pestaña